La Universidad de Costa Rica (UCR) ya cuenta con un laboratorio único en Centroamérica capaz de atender accidentes por exposición radiológica.

Una exposición radiológica de cobalto provocó la peor tragedia médica en Costa Rica en 1996. 115 enfermos de cáncer sufrieron una letal sobreirradiación en el hospital San Juan de Dios.

Casos como este pueden ahora pueden ser atendidos con una rapidez única en Centroamérica en el Instituto de Investigaciones en Salud de la UCR, gracias a la compra de un equipo de última tecnología.

Pero los accidentes por sobreirradiación pueden ocurrir en cualquier momento. Un simple examen de rayos x mal calibrado bastaría para provocarle este serio percance.

El costo del equipo es de más de 100.000 euros. La UCR aportó 30.000 y la Organismo Internacional de Energía Atómica donó los restantes 70.000.

En Latinoamérica, solo Uruguay tiene un laboratorio tan sofisticado como este.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your name here
Please enter your comment!