Unos 1,270 presidiarios de “baja peligrosidad” repararán más de mil escuelas en El Salvador como parte de un programa de rehabilitación, informó hoy la Dirección General de Centros Penales (DGCP).

La fuente detalló que estos reos, que cumplen penas en cárceles con un menor régimen de seguridad, “están capacitados para colaborar en diferentes actividades de ayuda a la comunidad” e iniciaron esta lunes con la reparación de los centros educativos.

Añadió que la intención de las autoridades es que los 9,000 internos, que estarán en los “centros de detención menor” y que forman parte del programa Yo Cambio, trabajen en “estas obras para beneficio de los salvadoreños”.

“La institución le sigue apostando a la rehabilitación de los internos, siendo 24 mil reos de 15 centros penales los que conforman el modelo Yo Cambio, en el que se combate el ocio carcelario y se forman internos para ser útiles a la sociedad”, acotó la entidad estatal.

El Sistema Penitenciario salvadoreño, que alberga a más de 36,000 reos con una capacidad para unas 10,000 personas, posee una sobre población superior al 300 %.

De acuerdo con las autoridades de Seguridad, El Salvador es uno de los países con una de las mayores “tasas de prisionalización” del mundo con 550 presidiarios por cada 100,000 habitantes.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here