Interceptan a la víctima cuando circulaba por una calle en su vehículo de regreso a su casa tras su jornada laboral, la obligan apuntándole con pistola a estacionarse y la sacan del carro para llevarla en contra de su voluntad a otro sector, donde después de someterla a vejámenes y al no poderle robar más de lo que portaba, la asfixian con una almohada.

La vuelven a colocar en su vehículo en posición sentada, con la cabeza sobre el volante, sacan de su cartera medicamentos, otros quizás fueron colocados a propósito, remueven la escena e intentan crear otra imagen  para que parezca que la víctima, identificada como Farah Evelyn Archaga Reyes (36), doctora en Psiquiatría, había fallecido dentro de su carro, que estaba bien estacionado en una zona solitaria, atrás de la colonia Zerón, en el bordo del río Blanco, en San Pedro Sula.

Este caso puso las alertas entre los investigadores, ya que incluso en un primer momento “cayeron” en la trampa y hasta el portavoz de la Policía Nacional, Daniel Merino, informó en su momento que podría tratarse de un suicidio, ya que se habían encontrado varios medicamentos de la víctima y dio a conocer hasta las cirugías plásticas a las que se había sometido la fémina.

Este caso, es uno más de varios que en los últimos meses se están volviendo comunes y sobre los cuales la Policía Nacional centra su atención debido a que las escenas de los crímenes están modificadas o limpiadas por los criminales, quienes recogen los casquillos de las balas, mueven los cuerpos y hasta evitan en muchos casos utilizar las armas de fuego para que no sean rastreadas, procediendo a asfixiar a sus víctimas, según informes policiales.

BANDAS CRIMINALES

Son varias bandas criminales las que son investigadas, en el caso de la doctora, recientemente se capturó a tres miembros de la asociación criminal conocida como “La banda del Gordo”, quienes estarían involucrados en al menos cinco hechos criminales similares desde el 2016.

Los detenidos fueron fichados en la DPI como Luis Alfredo Vásquez León (26), Marlon Atilio Fúnez Zapata (23) y Melvin David Villalobos Estrada (24), presuntos responsables de los delitos de rapto, extorsión, sicariato y otros.

El crimen de la joven psiquiatra estaría relacionado con la extorsión, según la Policía que continúa realizando la investigación de este caso que se suma al de las otras víctimas de la misma banda criminal, como el de Yigueili Ponce, ocurrido el 7 de diciembre del 2016, en la colonia Trejo.

También los de los e rejo.

2016, inal,  la DPIingenieros René Salazar y Juan Ángel Dubón, el primero ultimado el 28 de noviembre del 2016 en la colonia Zerón, mientras que el otro muerto el 19 de febrero del 2017 en el bulevar del norte. La quinta víctima es la comerciante Mirtala Escoto, a quien ultimaron para robarle cuando acababa de retirar dinero en un banco el 31 de julio pasado, en Choloma, informaron agentes DPI.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your name here
Please enter your comment!