Las protestas efectuadas ayer por manifestantes que son simpatizantes de la Alianza de la Oposición dejaron una gran cantidad de destrozos en distintas partes del territorio hondureño.

Los protestantes bloqueron caminos con piedras, árboles y llantas incendiadas.

Además, destruyeron negocios, causaron graves daños a edificios públicos y privados y bancos, incendiaron vehículos y llegaron al extremo de despedazar semáforos.

Ayer también ocasionaron una serie de saqueos en algunas de las principales ciudades del país, reviviendo la terrible jornada de horror del pasado 1 de diciembre.

En San Pedro Sula, Tegucigalpa, Santa Bárbara, El Progreso, Choluteca, entre otras ciudades, hubo tomas de carreteras y destrozos que causaron pérdidas millonarias.

Los manifestantes dicen que Salvador Nasralla, de la Alianza de Oposición, ganó las elecciones presidenciales del pasado 26 de noviembre y han intensificado sus protestas luego que el pasado domingo el Tribunal Supremo Electoral (TSE) declarara ganador a Juan Orlando Hernández, del Partido Nacional.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your name here
Please enter your comment!