Para cancelar la deuda del país, que alcanza los 8,855 millones de dólares,
sería necesario que cada hondureño le girara unos 1,000 dólares (24,000 lempiras) a los acreedores nacionales e internacionales.

De acuerdo con el más reciente Informe de Deuda Pública de Finanzas
(deuda externa más deuda interna), con corte a junio de 2017, la mora
representa el 40% de la producción nacional de bienes y servicios, es decir
el Producto Interno Bruto (PIB).

De este endeudamiento, $6,996.4 millones corresponden a deuda externa y
$2,232 millones en deuda interna. Si pasamos esa cifra a lempiras, la deuda
supera los 208 billones de lempiras, es decir 208,547 millones de lempiras,
confirmó Finanzas.

La deuda crece por la devaluación de la moneda. Solo en el primer semestre
del año aumentó $62.4 millones por la depreciación del dólar
estadounidense frente a otras monedas.

Deuda de cada hondureño

Al dividir la millonaria deuda entre la población del país de 8,714,641
hondureños, queda un promedio de 24,026 lempiras.

Esto representa casi tres veces el salario mínimo vigente de unos 8,000
lempiras, y casi ocho veces el ingreso per cápita de los hondureños de 3,103
lempiras, según el Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

Los 8.7 millones de habitantes registrados, agrega el INE, incluye a bebés,
niños, adolescentes, desempleados y personas de la tercera edad, que
suman unos 2.1 millones. Además el 60.1% de la población está en el nivel
de pobreza y vive con menos de dos dólares al día.

Es por eso que si se quiere cancelar la deuda del país hoy en día se
repartiría entre menos personas, específicamente entre la Población
Económicamente Activa (PEA), es decir con capacidad de trabajar y recibir
un pago. Esa población suma 3,944,836 personas. Para ellos la deuda
pública representaría en promedio 50,743 lempiras.

Más deuda

Para Jonathan Menkos del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales
(Icefi), lo preocupante es que la deuda sigue en aumento y eso reduce la
capacidad de acción del gobierno al presupuestar un millonario pago anual
de la misma.

En efecto, en un año, de junio de 2016 a junio anterior, la deuda externa
creció casi mil millones de dólares.

Solo en el primer semestre de 2017, el saldo de la deuda externa subió a
$6,996.4 millones, registrando un aumento de $881.5 millones con
relación al de diciembre de 2016 ($6,114.9 millones), confirmó Finanzas.

La deuda interna a junio llegó a 52,583 millones de lempiras, pero la cifra
actual supera los 58,000 millones de lempiras.

Un informe del Observatorio Empresarial de la Escuela de Administración
de la Universidad del Rosario, Argentina, indica que el total de la deuda
externa regional latinoamericana supera los 1,500 billones de dólares.

El documento señala que Honduras está entre los países que
“incrementaron notablemente su deuda en los últimos 10 años”. La lista la encabeza Costa Rica (214%), Chile (203%), República Dominicana (161%),
Paraguay (159%), México (156%), Venezuela (144%) y Honduras (130%).

¿Deuda sostenible?

En efecto, entre el 2010 y junio de este año, la deuda externa pasó de
50,107 millones de lempiras a 155,963 millones de lempiras. La deuda
interna pasó de 22,765 millones a 52,583 millones de lempiras, revela la
Secretaría de Finanzas

De acuerdo con el ministro Wilfredo Cerrato, el millonario endeudamiento
ha sido necesario para reactivar la economía del país. “Se han cambiado el
uso del endeudamiento para hacerla sostenible, y en obras de
infraestructura, y la misma no superará el 41% del PIB ni este ni el próximo
año”, apuntó.

También existen limitaciones en cuanto al gasto y el aumento
presupuestario del gobierno central es menor al 7.5%, que suma el
crecimiento económico y la inflación.Agregó que las tasas de interés se han
reducido significativamente por la mayor credibilidad del país.

En efecto, Honduras se ha convertido en un buen cliente para los
organismos internacionales ya que cumple con pagos anuales que superan
los 30,000 millones de lempiras anuales. Cerrato estima que el destino del
endeudamiento externo es en su mayoría en obras de infraestructura vial y
eso impulsará al sector privado. Pero el presidente de la empresa privada,
Luis Larach, considera que se debe poner mucha atención a la deuda
pública porque tarde o temprano se deberá pagar y no hay certeza de
mantener un crecimiento económico de manera sostenida

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your name here
Please enter your comment!