De a poco la paz en los barrios y colonias está retornando al bajar el número de muertes violentas por cada cien mil habitantes en Honduras.

Este año la tasa de homicidios estaría cerrando en 46 muertes por cada 100 mil habitantes, es decir, 13.1 puntos menos que el año pasado, según informes del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (OV-UNAH).

Los datos revelan que hasta noviembre de este año se había registrado 3,466 homicidios. A la misma fecha del 2016 se contabilizaban 4,760 muertes violentas.

En ese sentido, la disminución es de 1,294 casos, que significan un 27.2 por ciento, con una tasa parcial hasta noviembre de 39 muertes por cada 100 mil habitantes.

La disminución es importante, tomando en cuenta que el año pasado las muertes violentas más bien sumaron dos.

En el 2015 murieron violentamente 5,148 personas, pero en el 2016 la cifra aumentó a 5,150, a pesar de que la tasa pasó de 60 a 59.1.

La crisis política posterior a las elecciones no ha permitido que el OV-UNAH consolide los datos de diciembre, sin embargo, se proyecta una significativa reducción.

Si la tendencia sigue así, el año podría cerrar con menos de 4,000 muertes violentas, de acuerdo con los datos preliminares, aunque hay casos pendientes de validar con la Dirección General de Medicina Forense (DGMF) del Ministerio Público (MP).

Media

La media mensual hasta noviembre era de 315 homicidios, mientras que el 2016 cerró con 429.

En la actualidad, el promedio de homicidios es de 10.5, es decir, 11 personas diarias, casi similar al que se registraba en la misma fecha del 2016, pero a diciembre cerró con 14 muertes diarias.

Los meses más violentos del año fueron enero con 377 homicidios y febrero con 409 y el que menos homicidios ha registrado es noviembre con 245, aunque falta algunos datos por validar.

Los días más violentos de la semana siguen siendo los domingos, donde murieron 682 personas, que es igual al 19.7 por ciento, seguido por el sábado con 598 casos, que representan el 17.3 por ciento.

Las horas más violentas son entre las 6:00 de la tarde y las 8:00 de la noche, donde murieron el 40.3 por ciento de las personas. Es de destacar que Tegucigalpa y Comayagüela desplazaron a San Pedro Sula como las ciudades más violentas de Honduras.

Hasta noviembre de este año en la capital se habían registrado 544 muertes violentas, mientras que San Pedro Sula sumaba 357 casos, marcando una diferencia de 187 muertes menos.

MR-homicios-281217(800x600)

3 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your name here
Please enter your comment!