Un drone dejó un paquete en el patio de la cárcel de Valence, en el sureste de Francia, preocupando a los vigilantes que lidian casi a diario con la entrada ilícita de numerosos productos en la prisión.

El aparato “aterrizó en el patio sobre las 15:30 (del martes), una hora en la que casi todos los detenidos están fuera. Llevaba una cámara y transportaba un paquete claramente identificado”, precisó este miércoles una fuente penitenciaria.

El drone se coló a través de las mallas de la red antihelicópteros que cubre el patio de esa cárcel ultramoderna.

“Se dio la alerta inmediatamente desde las torres de vigilancia, y los detenidos fueron registrados al salir del paseo. Pero fue imposible encontrar el contenido del paquete, del que se adueñaron enseguida los presos, que se lo pasaron de mano en mano”, lamentó la fuente penitenciaria.

“Es un primer paso hacia la introducción de cosas más peligrosas. Hoy fue probablemente droga. La próxima vez podrían ser armas, explosivos o una forma de estudiar la cárcel gracias a la cámara del drone para intentar evadirse…”, añadió.

Según esa fuente, “se lanza casi a diario material ilícito por encima de los muros de la cárcel”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here